Síguenos en: 

Belleza natural en Facebook

Belleza natural en Google+

Belleza natural en Twitter

Belleza natural en Youtube

Inicio

Recetas caseras de belleza

Cabello:

Champús y enjuagues

   Cabello seco

   Cabello grasoso

  Cabello normal

  Enjuague y lociones

  Tintes naturales (henna)

  

Cabello: Tratamientos

   Cabello seco

   Cabello grasoso

   Aclarar el cabello

  Trucos de belleza

 

Cabello: Casos especiales

   Caída de cabello

   Cabellos rebeldes

  Crecimiento del cabello

   Caspa y seborrea

   Puntas dobles

   Cabello débil

   Canas

 

Rostro

  Piel normal

   Limpiadores

   Tonificadores

   Humectantes

   Mascarillas

 

 Piel seca

   Limpiadores

   Tonificadores

   Humectantes

    Mascarillas

 

 Piel grasosa

   Limpiadores

   Astringentes

   Humectantes

   Mascarillas

 

Piel mixta

Piel reseca

Piel sensible

Piel cansada

 

Rostro: Otras partes

   Labios

   Dientes

   Ojos

   Pestañas

   Cejas

   Cuello  

 

Rostro: Cuidados

    Exfoliantes

    Cremas de noche

    Desmaquilladores

    Vaporizaciones

   Masajes faciales

    Mascarillas hidratantes

    Mascarillas nutritivas

 

Rostro: Casos especiales

Arrugas

Arrugas alrededor de la boca

Envejecimiento

Acné 

Acné del adulto

Manchas

Puntos negros

Ojeras y bolsas

Ojos irritados

Orzuelos

Pata de gallo (arrugas alrededor de los ojos)

Labios resecos

Halitosis o mal aliento

Herpes labial

Cuperosis o acné

rosácea   

 

Cuerpo

Manos

Brazos

Uñas

Cutículas

Rodillas

Pies

Piernas

 

Contáctenos

Envíanos tu receta casera de belleza natural

Queremos conocerla

 

adelgazar con salud

 

jugos curativos

   
 

Baños con sales de Epsom

Baños con sales de Epsom

La sal de Epsom o sulfato de magnesio se ha usado tanto en el mundo de la medicina alternativa como en la belleza natural desde tiempos remotos..

Tiene muchas propiedades curativas, ya que alivia los dolores y la acumulación de ácido láctico en los músculos excesivamente ejercitados, y es conveniente usarla en las recetas para empapar los músculos doloridos y en las combinaciones de sales de baño.

Es especialmente buena para revitalizar los pies agotados y doloridos.

En cuanto a la belleza natural, la sal de Epsom es usada en baños relajante y refrescante.  También se emplea para la exfoliación.

 

Baño refrescante para los pie

La sal de Epsom refresca y alivia los pies hinchados y doloridos. Este baño se recomienda  a las personas que están de pie todo el día.

Baño refrescante para los pie

Ingredientes

1/2 taza de sal de Epsom

5-10 gotas de aceite esencial de limón, mandarina, menta, menta verde, romero (quemotipo verbenon), enebro o eucaliptus

2-3 tazas de canicas de tamaño medio

Modo de aplicación

Pon la sal de Epsom y el aceite esencial que prefieras en la bañera para pies con la cantidad suficiente de agua mínimamente cálida, o tan fría como la puedas soportar, para cubrir tus pies y tobillos. Mueve los pies para mezclar. A continuación, añade la cantidad suficiente de canicas para casi cubrir la base de la bañera.

Consejos de aplicación Baña los pies durante quince o veinte minutos mientras los deslizas adelante y atrás sobre las canicas. De vez en cuando, agarra y suelta canicas con los dedos.

Esta acción estira y relaja los pies. Frota los pies con viveza hasta secarlos y aplica una loción relajante mezclada con unas gotas de uno de los aceites esenciales elegidos.

 

 

 Exfoliante podal con Sal de Epsom

Esta receta es fácil de preparar y hará que tus pies sientan un agradable sensación de suavidad, y frescura.

Exfoliante podal con Sal de Epsom

Ingredientes

1/2 taza de maicena

1/2 taza de avena molida

1 cucharada de sal de Epsom

Agua purificada o del grifo

Unas gotas de aceite esencial de limón o menta

Modo de aplicación

Combina los ingredientes secos en un pequeño cuenco con la cantidad suficiente de agua para formar un pasta cremosa y granulosa. Añade unas pocas gotas de aceite esencial y vuelve a remover.

Consejos de aplicación: Siéntate en el borde de la bañera o en un banco dentro de la ducha y masajéate los pies con esta mezcla: frota las áreas ásperas y entre los dedos.

Esto resulta muy estimulante. Aclara y seca completamente, y a continuación aplica una densa crema hidratante mezclada con unas pocas gotas de uno de los aceites esenciales.

Nota: Asegúrate de limpiar la bañera justo después del proceso; la maicena podría hincharse y obturar el desagüe.

 

 

Recomendaciones

Si estás embarazada o amamantando, consulta a tu profesional de salud antes de usarla.

Evita aplicarla sobre la piel irritada, sensible, pelada o quemada por el sol o por el viento. Puede picar y deshidratar aún más la piel secao.

 

 

 

Conozca también

Recetas de belleza para los ojos

Recetas naturales para ojos rojos e irritados

Recetas de belleza para combatir las ojeras y bolsas en los ojos

consejos de belleza

 

 

 

 

 

 

Digale adiós a la celulitis

 

 

 

 

 

Es importante señalar que, si bien todas estas recetas contienen ingredientes naturales, incluso éstos pueden causar alergias en algunos personas. Es fundamental que cualquier sustancia se pruebe en una pequeña área de piel como en la zona interior del brazos antes de utilizarla en la receta. Si nota algún enrojecimiento, hinchazón o sensibilidad, deberá contactar a su médico  Este sitio web no será responsable por cualquier reacción que usted tenga durante eluso de cualquiera de estas recetas  de belleza. Ninguna de estas formulaciones están destinados a tratamiento de condición médica. COPYRIGHT (C) 2006 www..belleza-natural.com todos los derechos reservados. El contenido de esta página no es libre para ser usado en otros sitios. No copiar sin la autorización previa y escrita de la autora.

 

 

 

 

 

 

 

PORTADA    TRATAMIENTOS DE BELLEZA      LIBROS     BUSCA      COMENTARIOS

Plantas cosméticas  Nutrición   Ejercicios  Vídeos  Blog