Síguenos en: 

Belleza natural en Facebook

Belleza natural en Google+

Belleza natural en Twitter

Belleza natural en Youtube

Inicio

Recetas caseras de belleza

 

Cabello:

Champús y enjuagues

   Cabello seco

   Cabello grasoso

  Cabello normal

Cabello sin brillo

  Enjuague y lociones

  Tintes naturales (henna)

 

Cabello: Tratamientos

   Cabello seco

   Cabello grasoso

 Cabello mixto

   Aclarar el cabello

  Trucos de belleza

 

Cabello: Casos especiales

   Caída de cabello

   Cabellos rebeldes

   Cabello enredado

   Cabello quebradizo

   Cabello rizado o con rizos

  Crecimiento del cabello

   Caspa

   Seborrea

   Cuero cabelludo sensible

   Puntas dobles

   Cabello débil

   Canas

 

Rostro

  Piel normal

   Limpiadores

   Tonificadores

   Humectantes

   Mascarillas

 

 Piel seca

   Limpiadores

   Tonificadores

   Humectantes

    Mascarillas

 

 Piel grasosa

   Limpiadores

   Astringentes

   Humectantes

   Mascarillas

 

Piel cansada

Piel deshidratada

Piel mixta

Piel opaca

Piel reseca

Piel rugosa y cuarteada

Piel sensible

Rostro: Otras partes

   Labios

   Dientes

   Ojos

   Contorno de los ojos

   Pestañas

   Poros abiertos o dilatados

   Cejas

   Cuello  

 

Rostro: Cuidados

    Exfoliantes

    Fricciones

    Cremas de noche

    Desmaquilladores

    Vaporizaciones

   Masajes faciales

    Mascarillas hidratantes

    Mascarillas nutritivas

   Mascarillas vitamina A

   Mascarillas vitamina C

Mascarillas vitamina E

Mascarillas revitalizantes

 

Rostro y cuello: Casos especiales

Aftas bucales

Arrugas

Arrugas alrededor de la boca

Envejecimiento

Escote joven y natural

Acné 

Acné del adulto

Dientes amarillos

Gingivitis

Manchas

Párpados

Papada

Pecas

Puntos negros

Ojeras y bolsas

Ojos irritados

Orzuelos

Pata de gallo (arrugas alrededor de los ojos)

Labios resecos

Halitosis o mal aliento

Herpes labial

Cuperosis o acné

rosácea   

 

Cuerpo

Manos

Brazos

Espalda

Uñas

Cutículas

Rodillas

Pies

Talones

Piernas

 

Cuerpo cuidados

Baños en general 

Baños relajantes

Sales de baños

Geles de baños

Vinagres de baños

Exfoliantes

Esponjas

Jabones

Desodorantes

Depilación

Depilación con hilo

Depilación brasileña

Cremas y lociones

Aceites para masajes

Perfumes caseros

 

Cuerpo: Casos especiales

Ampollas

Axilas manchadas

Calambres musculares

Cicatrices

Cistitis

Callos

Celulitis

Cistitis

Cólicos o dolor menstrual

Dermatitis

Dolor de cuello

Eccema

Estrés

Estrías

Flacidez

Forúnculos

Glúteos firmes

Hongos de las uñas

Insomnio

Juanetes

Mal olor corporal

Melasma o paño

Migraña

Pie de atleta

Pies doloridos

Pies resecos

Piernas cansadas

Psoriasis

Quemaduras solares

Retención de líquidos

Rollitos en la espalda

Senos caídos

Senos en lactancia

Síndrome premenstrual

Tobillos hinchados

Uñas enterradas

Uñeros

Vaginitis

Vellos enterrados

Venas varicosas o várices

Verrugas

 

 

 

 

 

 

 

Hirsutismo y alopecia: ¿Qué hacer con estos extremos?

 

Hirsutismo y alopecia: ¿Qué hacer con estos extremos

A muchas mujeres, la alegría de convertirse en madres se les junta con la dicha de ver cómo su cabello luce más largo, saludable y brillante.

Mientras que a otras se les borra la sonrisa del rostro, a causa de la aparición de vellos en zonas indeseadas.

Este padecimiento se conoce como hirsutismo. Del otro lado de la moneda se encuentra la alopecia, que suele aparecer después del parto y que, en los casos más graves, puede provocar la aparición de parches sin cabello en la cabeza, y afectar notablemente la autoestima de la mujer.

 

Hirsutismo

Es una condición médica causada por anormalidades genéticas o del sistema endocrino, el consumo de medicamentos que afectan directamente la testos-terona y los esteroides andro-génicos.

Se resume en el crecimiento acelerado y desproporcionado de cabello o de vello, y en ocasiones viene acompañado de cambios en la voz, la disminución del tamaño de los pechos, un incremento de la masa muscular, crecimiento de los genitales, ciclos menstruales y períodos irregulares. En el caso del embarazo, la culpa recae en la acción de las hormonas.

 

Alopecia

Las transformaciones que experimenta el organismo durante la dulce espera, traen como consecuencia que, en el 50% y hasta el 90% de las mujeres, el cabello pase por dos fases: una de crecimiento activo (fase anágena), y otra de inactividad (fase telógena).

En condiciones normales, el 90% crece activa y continuamente, a razón de media pulgada al mes, durante un periodo de dos a seis años, al tiempo que el 10% restante inicia una fase inactiva que antecede a la caída del mismo, y que suele durar de dos a tres meses.

Durante el embarazo, estos porcentajes cambian, porque el Incremento de los niveles hormonales provoca que la mayor parte del cabello Ingrese en la fase inactiva de dos a tres meses después del parto, momento en el que la caída aumenta.

 

¿Cómo tratarlos?

Ambas condiciones tienden a desaparecer las dos primeras semanas y los seis meses posteriores al alumbramiento.

Hirsutismo. Para combatirlo existen varias opciones, que van desde la rasuradora, pasando por la cera fría o tibia, y esquivando las cremas y lociones decolorantes o depilatorias, al menos durante la gestación, hasta los tratamientos más avanzados, como el láser y la electrólisis, técnicas de remoción permanente que pueden aprovecharse una vez que el embarazo entre a una fase segura.

Conoce remedios para el hirsutismo o exceso de vello

Alopecia. Los tónicos capilares y champús anticaída son muy efectivos, tanto como ¡n-cluiren la dieta diarla suplementos vitamínicos que contengan biotína, vitaminas del complejo B, vitamina C y E, y zinc. Es importante evitar los peinados tipo colas de caballo, moños o trenzas, el uso de extensiones y cepillos de cerdas, del secador (con aire caliente), las planchas allsadoras y los rizadores.

En caso de que la situación se torne muy grave o no se normalice en el tiempo señalado, es aconsejable consultar inmediatamente a un especialista.

Si cortas tu cabello después del parto, no descartes donarlo a alguna asociación que elabore pelucas para personas con alguna enfermedad.

 

 

 

Conozca también

 

Remedios naturales para prevenir las estrías

 

Las frutas y la belleza natural

 

Conoce la dieta post parto para recuperar tu figura

 

Recetas de belleza natural para la exfoliación

 

Cepillado del cuerpo

 

Mascarillas con miel de abeja

 

¿Cómo quitar las manchas de la piel?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Conoce los mejores tratamientos naturales para combatir el insomnio 

 

 

 

 

 

COPYRIGHT (C) 2006 www.belleza-natural.com ALL RIGHT RESERVED

Es importante señalar que, si bien todas estas recetas contienen ingredientes naturales, incluso éstos pueden causar alergias en algunos personas. Es fundamental que cualquier sustancia se pruebe en una pequeña área de piel como en la zona interior del brazos antes de utilizarla en la receta. Si nota algún enrojecimiento, hinchazón o sensibilidad, deberá contactar a su médico  Este sitio web no será responsable por cualquier reacción que usted tenga durante eluso de cualquiera de estas recetas  de belleza. Ninguna de estas formulaciones están destinados a tratamiento de condición médica.

 

 

PORTADA    TRATAMIENTOS DE BELLEZA      LIBROS     BUSCA      COMENTARIOS

Plantas cosméticas  Nutrición   Ejercicios  Vídeos  Blog